«

»

Circular de 1958 para las escuelas nacionales

PLAN DE TRABAJO PARA EL CURSO 58-59
PARA LOS MAESTROS Y MAESTRAS DE LAS ESCUELAS 
CONSIDERACIÓN GENERAL
Consecuentes con nuestra Ley de Educación, hemos de seguir esforzándonos para conseguir que nuestras escuelas sean verdaderos focos de espiritualidad y auténticos centros educativos. La supremacía corresponde a la educación religiosa. Tras ella, la educación patriótica.
.
CRUZADA DE LA ESCUELA BELLA
Un paso fundamental para alcanzar el ideal señalado consistiría en el cuidado del aula de clase. El marco adecuado para la verdadera formación será la escuela limpia y estética, aunque se halle instalada, como la generalidad de las existentes en la provincia, en locales viejos y poco higiénicos. (…)
.
RENOVACIÓN DIDÁCTICA
(…) Señalamos una atención especial para la metodología del lenguaje, tan aferrada aún en nuestras escuelas a los procedimientos tradicionales. Debe ser definitivamente desterrada de nuestras escuelas la copia aburrida y sin sentido de interminables planas y, en general, de cualquier ejercicio falto de motivación suficiente y de la intervención consciente y voluntaria del alumno (…). La enseñanza de las diversas disciplinas debe ser siempre algo vivo, concreto, activo, adecuado al medio ambiente en el que el niño vive y a sus necesidades presentes y futuras; partiendo de lo conocido para llegar a lo desconocido, de lo inmediato a lo mediato, de lo próximo a lo remoto. (…).

Circular dirigida a todos los maestros y maestras de las Escuelas Nacionales, a través de los Consejos Provinciales de Educación y de las Juntas Municipales de Educación Primaria.

(Tomado del Archivo Municipal de Tarifa)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *